Παρασκευή, 30 Νοεμβρίου 2012

Un Escape de la Ciudad


Es muy difícil mantener una relación sana con tu novia si no vivís juntos en la misma casa. La vida cotidiana está matando el amor y la pasión y como decimos en mi país, “si no ves a alguien a menudo, le olvidas rápidamente.” Por eso, Brenda y yo decidimos aislarnos en un hotel en Limasol, lejos de la capital, para pasar el fin de semana. Estaba una ocasión buena para relajar y disfrutar de nuestra relación.

Desde el momento que llegamos a “El Meridien”, empezamos a encontrar personas que conocemos del trabajo, de la universidad o desde los años que éramos estudiantes en el instituto. Fue un fracaso, una decepción. Teníamos que relacionarnos con gente que nos caía mal, y charlar como en saraos aburridos.

Cuando estábamos nadando en la piscina, encontré a un compañero la universidad. Un hombre que siempre me caía fatal. Era un estudiante que pasaba casi todo su tiempo haciendo drogas y hacer el sexo tanto con chicas como con maricones. Hoy está de carnicero. Estupendo, ¿no? Me dijo que la crisis económica causó mucha inseguridad en su trabajo y está preocupado por el futuro de sus hijos, y yo quería matarme del tanto aburrimiento.

Unos minutos después, encontramos a una pareja pija, el tipo de personas a las que yo detesto, que nos contaba como van las preparaciones de su boda. Van a casarse el próximo abril. Nos contaron toda la historia de su vida, como se encontraron, como se enamoraron y cuando va a costar la boda, sin haberles preguntado nada. Quería vomitar. Entiendes que así pasó nuestra tarde y empecé a preguntarme si había sido una idea buena elegir este hotel.

Como te puedes imaginar, pasamos el resto tiempo encerrados en nuestra habitación para evitar otros encuentros indeseados. A veces es mejor pagar unos euros más y viajar al extranjero, donde las posibilidades de encontrar a gente que no te gusta son menores, pero, ¿qué estoy diciendo? Hace unos meses que habíamos encontrado a parientes de mi novia en Islandia aunque estábamos miles de kilómetros lejos del país.

¿Qué puedes hacer? Puedes encontrar a chipriotas en cualquier sitio.

1 σχόλιο: